Cómo consecuencia de las fuertes precipitaciones que se registran en la ciudad de Mérida desde la noche de este lunes, han sido suspendidas las actividades escolares y universitarias.