Motivado a las lluvias que han caído en la zona durante la semana, ocasionaron la crecida del río Onia, destapando la compuerta de la Represa de ese afluente, en horas de la tarde de este jueves.

Esta situación de emergencia, mantiene en vilo y sin poder dormir durante la noche de hoy a los habitantes de Onia parte alta y baja quienes temen por sus vidas, en caso que las aguas puedan inundar sus viviendas, además de perder los pocos de electrodomésticos e inmuebles que tienen.

Así mismo, la producción agrícola y ganadera de la zona peligra de perderse con esta crecida.

Marina Vásquez, habitante de la parte alta informó que tenía unos siete años que la represa no se destapaba, por lo que hicieron un llamado a las autoridades de rescate como Inpradem y bomberos de la Estación 4 para que puedan estar alertas ante esta amenaza.

Informaron los habitantes de la parte alta que hasta horas de la noche de este jueves en el sector no se había metido el río, desconociendo si en la parte baja, las casas se encuentren anegadas.Catarine Castro/ Fotos: Cortesía Únete https://t.me/notialgranowww.facebook.com/Notialgrano.www.instagram.com/notialgrano.Correo: notialgrano@gmail.comDiario Pico Bolívar