La Cámara de Turismo de Estado Mérida (CATUREM), considera que si bien es muy cierto, que el aeropuerto “Juan Pablo Pérez Alfonso” es muy necesario, su reactivación como algo aislado al resto de la problemática, no supone una solución real, para la reactivación e impulso del turismo en Mérida y por ende, en todo la Entidad Federal, por ello sigue trabajando y sumando esfuerzos en búsqueda de corregir deficiencias en los servicios básicos, gas, combustible, etc., que puedan consolidar la operatividad de las empresas y prestadores de servicios turísticos a nivel regional.

Directivos de la CATUREM manifiestan que es imperativo que se entienda, que el turismo es una actividad que requiere planificación, ningún destino turístico avanzará ni tendrá resultados positivos, si no garantiza a sus empresas, las condiciones mínimas necesarias para desarrollar sus propuestas comerciales; la consabida crisis de los servicios, deja sin herramientas al sector turístico merideño, para poder establecer mecanismos de comercialización loables, la constante incertidumbre ante los anuncios del Ejecutivo Nacional, también dejan sin efecto, cualquier esfuerzo para mantener la intención del viaje, ya que los viajeros requieren garantías para programar su movilización hacia cualquier región del país, instalarse, desplazarse, disfrutar de óptimos servicios, por lo que sin garantía de una relativa normalidad para ellos, todo esfuerzo se diluye.

No es un secreto para nadie, lo que se vive en Mérida, desde hace algunos años, puntualizan, vías de acceso en mal estado, el cierre del aeropuerto de El Vigía, la restringida operación comercial del icono turístico de Mérida, el Sistema Teleférico “Mukumbarí” para terminar en un cierre definitivo de sus operaciones, desconociéndose la causa real ni el futuro que le depara; el racionamiento eléctrico del que es víctima el Estado desde hace casi 10 años, las restricciones en el abastecimiento del combustible que impide el normal desarrollo de cualquier actividad.

Los Directivos de la Cámara de Turismo del Estado Mérida (CATUREM) aseveran que la comunidad turística merideña se encuentra en pie, tan vigente como siempre, ha superado momentos difíciles y hoy por hoy, busca abocarse a soluciones, puntos de equilibrio y negociación, que permitan garantizar un futuro sólido para el sector, recalcando finalmente, que si bien es cierto, la reapertura de la conectividad aérea es fundamental para el movimiento económico y reactivación e impulso del turismo, debe quedar bien claro, que no puede presentarse como la única necesidad, pues la actividad turística y la prestación de servicios, supone un sistema que requiere todo funcionando en un mismo estándar de calidad (PRENSA CATUREM, Giovanni Cegarra, CNP. 2229).