Jesús Araque nació en la parroquia Jacinto Plaza de Mérida, en el “Chama”, como se conoce popularmente este sector aledaño a la ciudad de Mérida, y desde ese espacio -el cual compite entre lo urbano y lo rural- creció con un liderazgo que lo ha llevado a ocupar posiciones en el Poder Ejecutivo y luego en el Legislativo, tanto regional como municipal.

Conocedor del contexto social, claro en los problemas del merideño de hoy y ejecutor de políticas públicas que procuran calmar la sed ante la realidad persistente aplicó, desde sus comienzos, una forma diferente de hacer política que lo llevó a utilizar métodos de vanguardia como ser político, surgiendo a partir de ahí “Legislando con los merideños”, como mecanismo amplio para el fortalecimiento del trabajo mancomunado junto al mandatario Nicolás Maduro, direccionado, en Mérida por el presidente de la Corporación para la Protección del Pueblo del Estado Mérida, Jehyson Guzmán.

«Legislando con los merideños”

Salir a la calle, caminar escaleras arriba en un barrio, entrar de repente a una casa, hablar con la gente, enfrentar los problemas, no temer a la verdad, actuar de forma decidida, observar al adversario y tenderle una mano si es necesario “forma parte de una política donde hay valores que se aplican en el recorrido diario”, dijo Araque al ser consultado sobre esta manera de trabajar que ya lo caracteriza.

“Hay una formación con los valores y desde esa formación actuamos. Va más allá de la demagogia y buscamos decir la verdad aunque sabemos que eso trae problemas políticos y, luego, enfrentamientos. Pero la verdad primero”, reitera Araque al seguir su recorrido de todos los miércoles mientras graba su programa «Legislando con los Merideños».

Esta propuesta comunicacional es una forma de hacer y ser político que hoy está en la calle de la mano con Jesús Araque, actual presidente del Consejo Legislativo del estado Bolivariano de Mérida.
(CF)