Gracias a una denuncia hecha por los habitantes de las parroquias Estaques y Pueblo Nuevo del Sur del municipio Sucre del estado Mérida, se pudo conocer que las vías de penetración para estas zonas están obstruidas por lo que le solicitan al gobierno nacional y regional la reapertura de las mismas.

Ante esta situación se ven afectadas las comunidades de Quirorá, Mucandú, Mucuquí, El Hatico, El Tuno, Mutabute y otras, por lo que más de 400 familias no pueden sacar sus cosechas, que es su único sustento, y comunicarse con sus familiares.

En esos sitios también se quedaron sin los servicios de agua potable, fluido eléctrico y señal de telefonía celular.

Los denunciantes también solicitaron la aplicación del Estado de Emergencia en Mérida para esa zona. @Jordin_Morales