Las malas condiciones de reclusión en las que se encuentran los privados de libertad en el Centro Penitenciario de la Región Andina, así como traslados a otros penales del país de manera injustificada fueron denunciados por los familiares este lunes frente al Circuito Judicial Penal en el estado Mérida.

Una de las familiares denunció que no tienen ni siquiera información sobre el lugar a dónde serán trasladados, así como también denuncian la violación de los derechos de acercamiento familiar, visitas conyugales.

«A duras penas a veces logramos reunir el dinero para llevarle comida hasta el Cepra ubicado en San Juan de Lagunillas en el estado Mérida, mucho menos vamos a tener recursos para trasladarnos cada vez que haya visita hasta otros penales en el interior del país» denunció María Alejandra Avendaño.

En el mismo orden de ideas, Anyi Quintero, familiar de otro recluso denunció que efectuaron el traslado hacia el Penal de Santa Ana. También agregó que a través del Plan Cayapa el cual su objetivo era disminuir el retardo procesal y darles celeridad a los juicios de las personas privadas de libertad.

En este caso habían evaluado a varios privados para otorgarles el beneficio de la libertad, sin embargo de un momento a otro fueron trasladados a otros penales, sin explicación alguna, y ni siquiera comunicarles a sus familiares.

En otros estados difícilmente tendrán apoyo familiar por la distancia y lo complejo del traslado, y el Estado no garantiza que los privados cuenten con al menos una alimentación digna mientras cumplen su condena en los centros de reclusión. JQ, CNP 23.851.