Ejecutivo Regional y Municipal junto al consejo legislativo y la cámara municipal deben aclarar y solventar la situación en que se encuentra en estos momentos la sede de la escuela de labores de la ciudad de Ejido del municipio Campo Elías del estado Mérida.

Daniel García dirigente del PMI aseguro que los pobladores de ejido consideran una arbitrariedad el hecho que las instalaciones y áreas aledañas hayan sido tomadas por un componente de la fuerza armada.

En los últimos días se ha visto un movimiento de trabajadores y materiales de construcción que denotan, corroboran y confirman la toma de dichas instalaciones con la presencia también de funcionarios y unidades militares incluso una de orden público.Por otra parte existe a un lado un preescolar que hace aún más contratante e inconveniente la medida que se ejecuta incluso la afectación se extiende a tromerca en un área de control de su sistema eléctrico dónde se presume buscan construir un acceso o salida.


Se han desarrollado una serie de acciones por sectores de la sociedad ejidense sin que hasta ahora exista una explicación al respecto.Jheyson Guzmán , Simón Figueroa y Pedro Álvarez deben asumir su responsabilidad y darle respuesta al pueblo de ejido que se considera afectado en sus derechos ciudadanos por está situación inconsulta y arbitraria que además va en detrimento de una institución de varias décadas de funcionamiento que brinda educación y preparación a los pobladores de ejido.El pueblo exige explicaciones y espera conocer el origen de estas decisiones y el destino de tan importante institución hoy desvalida ante los poderes civiles del estado cuando debería estar protegida por ellos.


Ejido necesita unidades cisternas , patrullas , ambulancias, recurso humano calificado, profesionales y recursos economicos para las instituciones que den solución a los servicios públicos. Una unidad militar no es considerada una prioridad y menos en un área como la que hoy expresamos preocupación y desacuerdo. Prensa PMI.