En delicado estado de salud se encuentra un agricultor de Zea que fue mordido por una serpiente en una de sus manos, el pasado miércoles en horas de la madrugada.

La víctima de nombre Adán Linares (58) fue trasladado de emergencia al hospital «Adán Muñoz Calleja» donde recibió atención médica, pero ante la falta de suero antiofidico en la zona y la condición de salud del paciente fue referido al Iahula en la tarde de este viernes.

Familiares desesperados, luego de pasar por la odisea de adquirir de forma privada, dos sueros antiofidicos en Colombia a 500 mil pesos cada uno, logrando sólo cubrir dos kits, se enfrentaron ante la dificultad de traslado del paciente por la falta de combustible de la ambulancia del centro de salud. Situación que pudo ser solventada por los familiares, al lograr comprar gasoil «en el mercado negro» para cubrir la emergencia.

Catarine Castro
Foto: CC
Únete https://t.me/notialgrano
Diario Pico Bolívar.