Al cierre de la semana 31 de 2020 Aguas de Mérida activó su Plan de Gestión Social del Agua, para solucionar averías y mejorar el servicio, atendiendo a tres sectores y 4.800 habitantes, en la capital merideña, en un primer abordaje.

“Solventamos necesidades del pueblo en esta área de 4.800 habitantes”, informó el viernes el presidente de Aguas de Mérida, Oswaldo Ferrer, en declaraciones para el equipo de prensa del Consejo Legislativo de Mérida (CLEBM).

Abordaron los sectores Negro Primero, José Antonio Páez y Pozo Azul, en la parroquia Osuna Rodríguez del municipio Libertador, en coherencia con la visión de calidad en servicios, que proyecta el Órgano de Dirección de Defensa Integral (ODDI), instancia que coordina el presidente del CLEBM, el legislador Jesús Araque.

50 trabajadores de la hidrológica, más 76 activistas de las Unidades de Batalla Bolívar Chávez (UBCh) se desplegaron, reparando averías y haciendo mejoras generales en la red de tuberías. También, intervinieron fallas y pérdidas menores en viviendas.

Este plan, ha sido activado de acuerdo a instrucciones de la Corporación para la Protección del Pueblo de Mérida (Corpomérida), instancia a cargo del protector Jehyson Guzmán.

Uno de sus objetivos, es evitar la movilización de usuarios hasta oficinas de la hidrológica, ya sea para cancelar deudas, o para reportar averías. Los abordajes, continuarán en las semanas próximas, en coordinación con el poder popular.

Hasta la semana 30 del año (n° 20 del Estado de Alarma) la hidrológica adscrita al Ministerio del Poder Popular para Atención de las Aguas, contabilizó 480.000 litros de solución de hipoclorito, distribuidos en comunidades de Mérida, a través del Plan Cloro. PRENSA-CLEBM.